Juan Carlos Gálvez se despide del Xerez Toyota Nimauto

Foto: xerezdeportivofc.com

Miércoles, 22 de mayo de 2019   -    Redacción

Juan Carlos Gálvez se despide del Xerez Toyota Nimauto

Juan Carlos Gálvez dirigirá por última vez al Xerez Toyota Nimauto en el Ruiz-Mateos el próximo sábado ante el Victoria Kent, en la última jornada del campeonato regular. El técnico xerecista ha decidido decir adiós a los banquillos.

El Xerez Toyota Nimauto ha agradecido al técnico "su compromiso, profesionalidad y calidad humana en estas dos temporadas y media, donde siempre quedará en el recuerdo de todos los aficionados el ser campeones de Segunda División ‘B’ y la bonita eliminatoria por el ascenso a Segunda División ante el Talavera de la temporada pasada". El club le ha dejado la puerta abierta por si algún día quisiera volver.

Para despedirse, el entrenador ha escrito la siguiente misiva:

¡Sonó la bocina, el cronómetro llegó al cero!
 
Ha llegado el día que un entrenador nunca sabe cuándo llegará, pero yo sí tengo la suerte de poder elegirlo. Y ahora llega el momento de decirles adiós. El futuro a medio-largo plazo dirá si es definitivo, a todo lo referente al fútbol sala: a las canchas, a las pretemporadas, a la competición; y también adiós a los nervios y a las tensiones, a las alegrías y a las tristezas…

Ya lo tengo decidido: termina la última historia de dos años y medio donde viví muchas alegrías. Nunca olvidaré, mejor, nunca olvidaremos el camino recorrido juntos, para siempre quedará ese día con el Talavera, cuando tocamos el cielo sin llegar a la gloria, y esas tardes llenas de magia en el Ruiz Mateos y tantas horas disfrutando en cada uno de los entrenamientos, viajes, partidos… de esta grandiosa familia que es el XEREZ DFC TOYOTA NIMAUTO.

Es el instante de sentirme contento: contento por haber sido honesto con todos (jugadores, técnicos, directivos y aficionados), contento por lo que logramos y también de cómo lo logramos, contento porque sé que el fútbol sala no regala nunca nada, que todo fue con trabajo.

Es el momento también de los agradecimientos: agradecimientos a los presidentes Pepe Ravelo y Rafael Coca con Directiva del club, agradecimientos a los que confiaron en mí para venir, Fernando y Vilo; agradecimientos a todos los que formaron parte del Cuerpo Técnico y Colaboradores del Club (Javi, Samuel, Jaime, Gustavo, Juan, Pedro, Curro, Pepe, Gallego, Álvaro, Sergio, Benítez…), no saben lo que aprendí de ellos en el día a día, y también agradecimiento a los jugadores que tuve el placer de dirigir, sin vosotros, que sois los verdaderos protagonistas, nada hubiese sido posible. A todos los compañeros de banquillo, árbitros y deportistas a los que me enfrenté y muchos de los cuales, por suerte, terminaron siendo mis amigos. A todos los compañeros de los medios de comunicación. Y por supuesto a Déborah, a Luca y a Luna por su apoyo, sin ellos esta historia de sueños nunca hubiese sido así.

No quiero hacer más difícil esta despedida. Os aseguro que entregué todo cuanto tenía, pero ahora quiero y debo dedicar más tiempo a mi familia, mi mujer y mis hijos, que siento que me necesitan más que nunca y que yo los necesito más a ellos todavía.

Gracias a la mejor afición. Sabéis que siempre me he sentido y seré uno más de vosotros.

Último directo